Français Français English English Deutsch Deutsch
Asociación de Amigos del Camino de Santiago JACA
Asociación de Amigos del Camino de Santiago JACA

Ud está en: Col du Somport

Panoramica del Valle del Aspe
Itinerario
   abrir / cerrar

Iniciamos el Camino de Santiago en España desde el Puerto del Somport (Summus Portus) a 1.600 metros de altitud por donde llegan los peregrinos que han confluido en la localidad francesa de Arles procedentes de los caminos italianos ("Vía francigena") y la "Oberstrabe germánica" y que pasa por las ciudades de Saint-Gilles, Montpellier y Toulouse, ciudad que dará nombre a esta vía Tolosana. Junto a la frontera con Francia un panel nos facilita información sobre la ruta que iniciamos: la distancia a Santiago 858 km (GR 65.3).
Iniciamos un fuerte descenso por sendero que discurre por la ladera de la montaña hasta alcanzar los restos del antiguo hospital de Santa Cristina y alcanzar las urbanizaciones de la estación de esquíi de Candanchú, después de dos cruces de la carretera N-330 dejaremos atrás los restos del Castillo de Candanchú y continuar descendiendo hacia Rioseta y retomar el margen izquierdo del río Aragón hasta alcanzar Canfranc-Estación o Arañones

Historia de la Población
   abrir / cerrar

EL HOSPITAL DE SANTA CRISTINA DE SOMPORT

Los peregrinos francos y europeos que confluían en la ruta jacobea por el Bearn y Olorón, ascendían a las cumbres pirenaicas y atravesaban el puerto de Somport (1640 m), donde había un crucero. Desde allí, ya en la vertiente aragonesa, se divisaban el Hospital de Santa Cristina de Somport y el Castillo de Candanchú, que flanqueaban el primer tramo del camino jacobeo por tierras hispanas.
El Hospital de Somport, estaba situado a pie de puerto (1520 m), junto al camino real, rodeado por los extensos pastos alpinos donde cada año estivaban miles de cabezas de ganado. En él se acogía a los exhaustos peregrinos que acababan de completar una de las jornadas más duras y empinadas de su itinerario. A la mañana siguiente reemprendían su marcha hasta Jaca, que era el siguiente final de etapa. En invierno estas cumbres permanecían enterradas en nieve y el viajero podía ser sorprendido por ventiscas, tormentas de nieve, osos, lobos y salteadores de caminos.

Los orígenes de esta institución asistencial no están del todo claros. Como precedente, cabe la posibilidad de que unos eremitas se instalaran en el puerto de Somport, alternando su vida ascética y contemplativa con la asistencia a los peregrinos que salvaban tan dura etapa, ofreciéndoles refugio, hasta el último cuarto del siglo XI. En los años siguientes, ese antiguo refugio habría sido reconvertido en un centro hospitalario regido por un pequeño grupo de eclesiásticos. Cabe la posibilidad de que fuesen monjes benedictinos procedentes de la abadía francesa de la Selva Mayor (Burdeos), que poseían otras propiedades en este tramo aragonés del camino jacobeo (heredad en Astorito, hospital en Ruesta e iglesia en Tiermas). También pudo tratarse de caballeros hospitalarios de la orden militar del Santo Sepulcro de Jerusalén, beneficiados por el testamento de Alfonso I con la tercera parte del reino de Aragón (1134). O quizás de una comunidad de canónigos agustinianos protegidos por el vizconde bearnés Gastón IV (1090-1130), bajo cuya protección comenzó a prosperar este hospital. Lo que está claro es que, en los siglos XIII-XVI, tal comunidad de canónigos, dirigida por un prior y bajo la regla de San Agustín, administraba su extenso patrimonio y ejercían la caridad hospitalaria con los viajeros.

Esta institución hospitalaria, recibió de los monarcas espléndidas donaciones, con propiedades, derechos y rentas de todo tipo. A ellas se les sumaron muchas otras donaciones privadas, testamentarias y piadosas, que acrecentaban sin parar el patrimonio de la canónica y el poder económico -y político- de sus priores. De esta forma, en pleno proceso de feudalización del reino, el Hospital de Santa Cristina de Somport acabó convertido en uno de los grandes señores eclesiásticos de la comarca, en competencia con San Juan de la Peña, Santa Cruz de la Serós, la Catedral de Jaca, Montearagón y Leire.
Los beneficios, que no paraban de multiplicarse, permitieron a sus gestores engrandecer su casa y su hospital, así como adquirir y fundar numerosas casas, palacios y hospitales de peregrinos en muchas poblaciones del camino jacobeo, no sólo en Aragón, sino también en Bearn, Navarra y Castilla. En nuestra región, regentaron hospitales y patrocinaron cofradías hospitalarias en Canfranc, Jaca, Secotor, Artieda, Bailo, Nueveciercos y Puilampa. A ellas destinaban unos pocos frailes o encargaban a un hospitalero asalariado el cuidado de sus rentas y la atención al caminante peregrino necesitado.

En su momento de máximo esplendor, la casa de Somport era un gran complejo constructivo que integraba el palacio del prior, acompañado por una ermita de Santa Bárbara; la iglesia románica, flanqueada por la sacristía, la sala capitular y el cementerio; el denominado monasterio con sus estancias conventuales (dormitorio, refectorio y cocinas); y el edificio dedicado a hospital de peregrinos que contó al menos con ocho estancias o dormitorios, y que estaba regido por un lego hospitalero.
Ya en época moderna, con el convento y hospital en plena decadencia, se construyó entre la iglesia y el hospital un mesón para viajeros, comerciantes y ganaderos que, por su condición, estaban excluidos de la atención hospitalaria, pero cuyo hospedaje supondría una importante fuentes de ingresos. Tras el incendio de 1706 y la ruina definitiva del complejo edificativo, sólo sobrevivió el mesón, que era arrendado a terceros para su explotación, acompañado de los pastos del entorno.

 

Sugerencias
   abrir / cerrar

Después de un fuerte descenso por sendero, se accede a una amplia y cómoda pista que nos conduce hasta Canal Roya, se deberá prestar especial atención ya que esta pista se abandonará en este punto para continuar (atravesando un cercado de madera) dirección sur hacia Canfranc Estación. 

Según la climatología y, en función de la época de inicio del Camino, puede ser difícil incorporarse al mismo en la frontera del Somport, debiendo caminar por carretera hasta el túnel que nos deja a vista de la Torreta de Fusileros. Momento en el que se desciende hacia el cauce del río Aragón para seguir el trayecto por el margen izquierdo.

En este tramo hay que transitar con cuidado en la salida de Canfranc Estación, ya que se camina por el arcén izquierdo de la calzada hasta rebasar el túnel antes mencionado.

 

Albergues
Relación de Albergues situados en esta población y en las más próximas
___________________________________________________
Galeria de fotos de Col du Somport
Sitios de Interés
  Lugares de Interes
   Aisa
   Borau
  Monumentos
   Antiguo Seminario
   Castillo de Canfranc
   Puente de Canfranc
   Torre de Fusileros
   Coll de Ladrones
   Hospital de Santa Cristina- Somport
  Sitios Naturales
   Valle de Izas
   Valle de Astún
   Parque Natural de los Altos Pirineos
 
Servicios
  Cafeterías - Bares - Tapas
 
  Casa Rural - Albergues
 
  Deportes - Ocio - Aventura
 
  Hoteles - Alojamientos
 
  Restaurantes
 
  Ropa y Complementos
 
 
Mapa web Contacto Créditos

© 2011. www.jacajacobea.com. Todos los derechos reservados.

 

Colaboran:                                     

Cadena 100Cadena COPE

JacaJacobea en TwitterYoutubegoogle+JacaJacobea en FacebooklinkedInpinterest

Desarrollo y diseño de páginas web - Skydone